Josemaría Escrivá Obras
266

No tomes una decisión sin detenerte a considerar el asunto delante de Dios.

Anterior Ver capítulo Siguiente