Josemaría Escrivá Obras
412

Que el fuego de tu Amor no sea un fuego fatuo. —Ilusión, mentira de fuego, que ni prende en llamaradas lo que toca, ni da calor.

Anterior Ver capítulo Siguiente