Josemaría Escrivá Obras
569

Sé que te doy una alegría copiándote esta oración a los Santos Angeles Custodios de nuestros Sagrarios:

     Oh Espíritus Angélicos que custodiáis nuestros Tabernáculos, donde reposa la prenda adorable de la Sagrada Eucaristía, defendedla de las profanaciones y conservadla a nuestro amor.

Anterior Ver capítulo Siguiente