Josemaría Escrivá Obras
 
 
 
 
 
 
 
 
  Camino > Dirección > Punto 57
57

Frecuenta el trato del Espíritu Santo —el Gran Desconocido— que es quien te ha de santificar.

     No olvides que eres templo de Dios. —El Paráclito está en el centro de tu alma: óyele y atiende dócilmente sus inspiraciones.

[Imprimir]
 
[Enviar]
 
[Palm]
 
[Guardar]
 
Traducir punto a:
Anterior Ver capítulo Siguiente