Josemaría Escrivá Obras
 
 
 
 
 
 
 
 
  Forja > ¡Puedes! > Punto 376
376

Señora, Madre de Dios y Madre mía, ni por asomo quiero que dejes de ser la Dueña y Emperatriz de todo lo creado.

[Imprimir]
 
[Enviar]
 
[Palm]
 
[Guardar]
 
Traducir punto a:
Anterior Ver capítulo Siguiente