Josemaría Escrivá Obras
25

No discutáis. —De la discusión no suele salir la luz, porque la apaga el apasionamiento.

Anterior Ver capítulo Siguiente