Josemaría Escrivá Obras
298

¡Luces nuevas! —¡Qué alegría tienes por que el Señor te hizo descubrir otro Mediterráneo!

     —Aprovecha esos instantes: es la hora de romper a cantar un himno de acción de gracias: y es también la hora de desempolvar rincones de tu alma, de dejar alguna rutina, de obrar más sobrenaturalmente, de evitar un posible escándalo en el prójimo...

     —En una palabra: que tu agradecimiento se manifieste en un propósito concreto.

Anterior Ver capítulo Siguiente