Josemaría Escrivá Obras
595

Si te conocieras, te gozarías en el desprecio, y lloraría tu corazón ante la exaltación y la alabanza.

Anterior Ver capítulo Siguiente