Josemaría Escrivá Obras
698

¿Te riñen? —No te enfades, como te aconseja tu soberbia. —Piensa: ¡qué caridad tienen conmigo! ¡Lo que se habrán callado!

Anterior Ver capítulo Siguiente