Josemaría Escrivá Obras
990

La santidad consiste precisamente en esto: en luchar, por ser fieles, durante la vida; y en aceptar gozosamente la Voluntad de Dios, a la hora de la muerte.

Anterior Ver capítulo Siguiente