Josemaría Escrivá Obras
674

¡Cuidado: hila muy fino! —Procura que, al alzar tú la temperatura del ambiente que te rodea, no baje la tuya.

Anterior Ver capítulo Siguiente